El embarazo adolescente, una realidad poco atendida

La inconciencia adolescente es la base que los jóvenes del grupo Teatro 24 de la capital tamaulipeca tomaron para mostrar el día de ayer la puesta en escena ‘Todo es culpa de la luna’, original de Chantal Torres y bajo la dirección de José Valles Balderas.

La obra nos muestra la historia de ‘Selene’ (Sofía Orozco), una adolescente de preparatoria quien se percata de tener un retraso de dos meses en su periodo menstrual, lo que, después de tener relaciones con su novio, le hace suponer está embarazada.

La propuesta muestra la importancia del apoyo en casos difíciles.

Pero ‘Selene’ no está sola en el trance, la acompañan Marina (Ximena Ramos) y ‘Camila’ (Leslie Tovar), sus amigas y compañeras de salón, quienes deciden, para darle ánimo, hacerse una prueba casera de embarazo. Como resultado, obtiene un falso positivo, resultado del abuso de la ‘píldora del día siguiente’ por varios meses, lo que le causa una gran angustia, misma que es el nudo de la propuesta victorense en el XXXIX Concurso Estatal de Teatro Rafael Solana.

El falso positivo de Selene es el nudo de la obra del grupo victorense.

Las peripecias del falso positivo, llevan a Selene a tomar la decisión de abortar con la ayuda de una de sus amigas, sin embargo, a punto de enfrentarse al proceso, resuelve su problema al entrar en su muy retrasada menstruación.

La propuesta del joven director es fresca y amena, instructiva y pone a pensar a la audiencia.

La colaboración de un conjunto de hombres y mujeres que corean, dan datos estadísticos y relatan cómo los embarazos adolescentes son un serio problema a nivel mundial, proporcionan la parte instructiva de la obra, en ese tenor, las participaciones de Erick Netro, Donaldo Colchado, Kimberley Treviño, Renata Andrade y Aylin Rangel son claves para entender mucho de la puesta en escena.

De nueva cuenta el teatro tamaulipeco da muestra de calidad y propuestas innovadoras.

Una gran propuesta y una magnífica dirección de Valles Balderas quien, para ser su segunda oportunidad de mostrar sus capacidades en la dirección, es una gran promesa del teatro de la entidad.