Entre talleres y conocimiento, el concurso Rafael Solana llega a su fin y ‘Todo es culpa de la luna’ se alza con el primer lugar

El día indicado para la clausura del XXXIX Certamen Estatal de Teatro Rafael Solana fue el viernes 13 de noviembre y sin duda alguna será recordado por muchos de los amantes del teatro y, sobre todo, por aquellos que decidieron postular alguna propuesta teatral para entrar a este tradicional concurso y que fueron seleccionados.

Se entregaron constancias de valor curricular a los participantes de los talleres.
Más de media decena de talleres fueron impartidos en los 8 días que duró el concurso.

En punto de las 14:00 horas (2:00 pm) dio inicio en el Teatro Amalia G. de Castillo León se dio la clausura oficial de los distintos talleres que se impartieron con la finalidad de profesionalizar al gremio teatral de la entidad. En la ceremonia de entrega de reconocimientos se contó con la presencia de la Lic. Sofía Noriega en representación de la titular de la dependencia Lic. Sandra Luz García, quien entregó junto a los instructores, los reconocimientos de los distintos diplomados que se ofrecieron con la notoriedad que éstos tienen ahora valor oficial reconocido y avalado por la Secretaría de Educación Pública.

Se ubicó a los alumnos por niveles de experiencia e intereses.

Contracorriente, una propuesta interesante

Una propuesta interesante la que presentó el grupo de Nuevo Laredo con su obra ‘Contracorriente’.

Las horas pasaron y du el turno de la última obra del día, la obra ‘Contracorriente’, original de Noel García Flores y bajo su dirección con el grupo Ejercicios Teatrales Dínamo, originarios del municipio de Nuevo Laredo, la obra presenta un futuro distópico, donde un grupo de personas se adueña del agua y la familia de uno de los que quiso combatir la injusticia –muerto por los ahora dueños del agua–, deciden irse del lugar buscando una fuente nueva de abastecimiento del vital líquido.

La búsqueda de agua es parte de la trama de la propuesta del autor.

La falta de agua hace mella en ellos y poco a poco van cayendo, muertos, presas de alucinaciones y desvaríos, la hija, quien es la única sobreviviente, queda al final con la decisión de si será buena idea regresar a casa o seguir en la búsqueda, con un nuevo camino por trazar.

Un drama estupendo con actuaciones de buen nivel que dejaron un buen sabor de boca.

La premiación

Al final de la presentación, el jurado calificador del concurso, Mayra Batalla, Bruno Bert y Luis Eduardo Yee determinaron fusionar los géneros ‘Infantil’ y ‘Para todo público’ en una sola categoría y otorgar 1 primer lugar y 2 segundos lugares, quedando como ganadora la obra ‘Todo es culpa de la luna’, de Victoria y en segundo lugar las puestas en escena ‘A.S.T.R.O.S.’ de Tampico y ‘Arrullos para Benjamín’ de Victoria.

El jurado en compañía de los representantes de dos de las tres obras ganadoras.

Así, se dio el final de esta emisión más del concurso Rafael Solana, una tradición en el teatro tamaulipeco; sin embargo, la historia no termina al bajar el telón, ahora, los actores y directores que recibieron la beca para los talleres deberán retribuir a la comunidad con propuestas que nutrirán los escenarios (virtuales o presenciales) de todo Tamaulipas ofreciendo así, más diversidad artística y cultural a la ya existente.

De la capital de Tamaulipas, Victoria, ‘Todo es culpa de la luna’ fue la ganadora del primer lugar. Imagen cortesía de Cultura Reynosa.
La puesta en escena A.S.T.R.O.S. de Tampico fue una de las obras ganadoras en segundo lugar. Imagen cortesía de Cultura Reynosa.
Arrullos para Benjamín, ganadora del del segundo lugar en un empate.