Expertas de América Latina intercambian experiencias de conservación de sitios Patrimonio Mundial

Con la participación del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), representado por la directora de Patrimonio Mundial de la dependencia, Luz de Lourdes Herbert Pesquera, esta mañana se realizó el seminario en línea “Gestión integrada del patrimonio: conectando a las personas, la naturaleza y la cultura”.

Organizada desde Roma, Italia, por el Centro Internacional de Estudios para la Conservación y la Restauración de los Bienes Culturales (ICCROM, por sus siglas en inglés), esta reunión remota entre investigadoras y funcionarias a cargo de oficinas de Patrimonio Mundial en América Latina, tuvo como objetivo establecer puentes entre las prácticas más exitosas de conservación de la naturaleza y la cultura en la región.

Luz de Lourdes Herbert Pesquera. Directora de Patrimonio Mundial del INAH. Foto: Captura de pantalla Gerardo Peña. INAH.

Con un énfasis en los sitios que cuentan con dicha declaratoria por parte de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), rubro en el que México es líder en el continente americano, al tener 35 bienes inscritos en la Lista de Patrimonio Mundial, y el séptimo país en el mundo con más inscripciones, el foro partió de lo imperioso que resulta preservarlos en la época actual.

María Florencia Noya Dive. Coordinadora de la Comisión Nacional Argentina. Foto: Captura de pantalla Gerardo Peña. INAH.

La responsable de la Unidad de Programas en el ICCROM, Valerie Magar Meurs, y la especialista portuguesa en patrimonio natural y cultural, Leticia Leitao, señalaron que inmersos en la nueva era geológica, denominada por la comunidad científica como Antropoceno, y que está marcada por la influencia humana en el planeta, es necesario implementar acciones gubernamentales y de organizaciones civiles para legar esta herencia cultural a las futuras generaciones.

María José Larrondo. Encargada de la Dirección de Gestión Patrimonial de la municipalidad de Valparaíso. Foto: Captura de pantalla Gerardo Peña. INAH.

En este sentido, Luz de Lourdes Herbert y la encargada de la Dirección de Gestión Patrimonial, de la municipalidad de Valparaíso, en Chile, María José Larrondo, refirieron que no debe perderse de vista que más allá de la conservación de las ciudades históricas caso del puerto de Valparaíso, es necesario que su preservación redunde en una mejora de la calidad de vida de quienes conviven y dan uso a los propios monumentos.

María José Larrondo. Encargada de la Dirección de Gestión Patrimonial de la municipalidad de Valparaíso. Foto: Captura de pantalla Gerardo Peña. INAH.

El grupo de panelistas, que también contó con la participación de la coordinadora de la Comisión Nacional Argentina de Cooperación con la UNESCO, María Florencia Noya Dive; de la oficial superior de Monitoreo del Programa de Patrimonio Mundial de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN), Elena Osipova, y de la especialista en Patrimonio Mundial, Maya Ishizawa, enfatizó acerca de la responsabilidad hacia los sitios naturales, los cuales han sido irremediablemente vulnerados por la acción humana y problemáticas como el cambio climático.

Valerie Magar Meurs. Responsable de la Unidad de Programas en el ICCROM. Foto: Captura de pantalla Gerardo Peña. INAH.

Por último, las expertas reconocieron la suma de voluntades que ha hecho posible la publicación de instrumentos de acceso gratuito, como el Manual de primeros auxilios para el patrimonio cultural en tiempos de crisis, publicado en 2018 por el ICCROM y la Fundación Príncipe Claus de los Países Bajos, el cual puede descargarse gratuitamente, como guía ante eventualidades como sismos, incendios u otras problemáticas que pongan en riesgo la conservación de los sitios patrimoniales.