La Secretaría de Cultura reconoce a cineastas con proyectos documentales seleccionados de la convocatoria ‘Tejer Puentes’

El 3 de diciembre, a las 12:00 horas, en la sala de cine de la Casa Miguel Alemán, del Complejo Cultural Los Pinos, se estrenarán los 12 trabajos de los equipos seleccionados

Como resultado de la convocatoria ‘Tejer puentes. Encuentro Documental de Acciones Culturales, Multilingües y Comunitarias’, impulsada por la Secretaría de Cultura federal, desde la Dirección General de Culturas Populares, Indígenas y Urbanas (DGCPIU) se realizará la ceremonia de premiación y la premier de los cortos documentales ganadores que retratan algunos proyectos del Programa de Acciones Culturales Multilingües y Comunitarias (PACMyC). La cita es el viernes 3 de diciembre, a las 12:00 horas, en la sala de cine de la Casa Miguel Alemán del Complejo Cultural Los Pinos.

En esta convocatoria, que se enmarca dentro del proyecto Chapultepec, Naturaleza y Cultura, se recibieron postulaciones de 113 equipos de diversas entidades del país. Un jurado seleccionó a 12 de ellos para producir la misma cantidad de cortometrajes, con el propósito de visibilizar y difundir a nivel nacional e internacional algunos de los proyectos beneficiados con el PACMyC que han cumplido su propósito. Estas propuestas culturales han surgido de las comunidades indígenas, afromexicanas rurales o urbanas.

Al respecto, la secretaria de Cultura del Gobierno de México, Alejandra Frausto Guerrero, comentó: “El PACMyC es uno de los programas más longevos de la DGCPIU, realiza una gran labor apoyando proyectos elaborados por las y los portadores de cultura y grupos comunitarios, con los que se preservan y difunden los saberes tradicionales y el patrimonio cultural inmaterial de México; esta convocatoria busca que cada vez más personas conozcan este legado”.

Jorge Ramos Luna revela las riquezas y tesoros del Museo Marino Comunitario de Tecolutla, en Veracruz,

Entre las y los representantes de estos trabajos se encuentra Roberto Rodolfo Olivares, que captura la iniciativa del profesor Gabriel Carrera por crear una aplicación en el celular para que niñas y niños de la región oaxaqueña hablen la lengua mixteca. A su vez, Adriana de Lourdes Otero Puerto narra la historia del artesano vallisoletano, en Yucatán, Alfredo Poot, quien trabaja con la jícara y el fruto del lek, y con una técnica que podría ayudar en la siembra y cultivo de este. En tanto, Jorge Ramos Luna revela las riquezas y tesoros del Museo Marino Comunitario de Tecolutla, en Veracruz, recolectadas por los pescadores del pueblo durante más de 30 años.

La realizadora Nathalia Fuentes Martínez destaca el rescate, difusión y práctica, por parte de la comunidad, de los Cantos de Alabados del municipio de General Cepeda, en Coahuila. Por su parte, Humberto Gómez Pérez presenta la tradición de mujeres ch’oles de Chiapas, que elaboran velas con cera de abejas para su uso en ceremonias tradicionales. Además, Mariano Rentería Garnica aborda la elaboración de globos de cantoya durante varias generaciones en Paracho, Michoacán.

Los trabajos se inspiran en algunos de los proyectos del Programa de Acciones Culturales Multilingües y Comunitarias (PACMyC). En la imagen, Adriana de Lourdes Otero Puerto narra la historia del artesano vallisoletano.

Andrea Ayala Luna registra el proceso de conservación de especies endémicas de Laguna Grande, Veracruz. Ángela Chapa González expone un proyecto fotográfico que recupera la memoria colectiva de Cuatro Ciénegas, en Coahuila. Pascual Aldana Yáñez ahonda en el rescate de más de un centenar de piezas del repertorio inédito del mariachi antiguo en Los Altos de Jalisco. Joan Emily Ruiz Icedo revela un camino para la supervivencia de mariposas y la preservación de la Danza del Venado, en Sonora. María Dolores Arias Martínez muestra el trabajo de los talleres de máscaras de parachicos con fines terapéuticos; y Jordán Eulogio Cruz Velasco devela la herencia del calendario ritual de la música zoque de Ocozocuautla, ambos proyectos de Chiapas.

Los equipos creativos contaron con asesorías personalizadas de representantes nombrados por la DGCPIU para conocer a fondo los proyectos PACMyC, cuya documentación les fue asignada. Asimismo, cada uno contó con tres meses y hasta con 150 mil pesos para la producción de los trabajos. Aunado a la proyección de los documentales ganadores, los equipos serán acreedores a un reconocimiento y un premio de 100 mil pesos.