‘Muerte sin fin’ la instalación de Rosario Guajardo, en la Pinacoteca de Nuevo León

La artista Rosario Guajardo (Monterrey, N.L. 1948-2021), comenzó a realizar esta instalación en el año 2009 como un homenaje para las mujeres desaparecidas y por los feminicidios ocurridos en Ciudad Juárez, Chihuahua

Con la presentación de esta instalación, el Consejo para la Cultura y las Artes de Nuevo León y la Pinacoteca honran la memoria de esta gran creadora Rosario Guajardo, cuyo legado artístico trasciende y mueve conciencias para transformar la sociedad

“Rosario Guajardo nos deja un gran legado artístico; su sensibilidad nos demuestra la capacidad transformadora del arte y a su vez nos reta a cuestionar y a despertar nuestra conciencia al reclamar la importancia de levantar la voz ante la injusticia, la violencia, la impunidad y la deshumanización que persiste en nuestro país hoy en día”, manifestó Verónica González, Presidenta de Conarte

Monterrey, Nuevo León. La instalación ‘Muerte sin fin’ que la artista Rosario Guajardo (Monterrey, N.L. 1948-2021), comenzó a realizar en el año 2009 como un homenaje para todas las mujeres desaparecidas y por los feminicidios ocurridos en Ciudad Juárez, Chihuahua, será presentada en el Patio de Esculturas de la Pinacoteca de Nuevo León.

Dicha instalación, que se presenta como un homenaje póstumo a Rosario Guajardo, será inaugurada el miércoles 6 de julio a las 7:00 p. m. en el citado espacio cultural de la Ciudad, ubicado en el Colegio Civil Centro Cultural Universitario, que se localiza en el cruce de la Avenida Juárez y la calle Washington, en el Centro de Monterrey.

La obra de Guajardo, un enorme políptico de madera de 362 x 244 cm, está formada por tres paneles y tiene adosada, fuera del centro geométrico de su rectángulo, una máscara mortuoria de cemento patinado color marrón (30 x 17 x 17 cm). Al pie de esta estructura se ordenan 36 monolitos de cemento y resinas de diversas medidas con forma de óvalo de puntas agudas.

Con la presentación de esta instalación, el Consejo para la Cultura y las Artes de Nuevo León y la Pinacoteca, honran la memoria de Rosario Guajardo, cuyo legado artístico trasciende y mueve las conciencias para transformar la sociedad.

Instalación con el tema de los feminicidios

“La artista regiomontana Rosario Guajardo es considerada una de las pintoras abstractas más reconocidas del norte del país. En el año 2009 Guajardo inició una instalación interdisciplinaria la cual tituló Muerte sin fin, donde aborda el tema de los feminicidios y las múltiples desapariciones de jóvenes mujeres en Ciudad Juárez, Chihuahua, delitos que acontecían en la zona desde 1993. Con el paso de los años, la artista complementó esta obra con elementos que simbolizan posibles tumbas de las mujeres asesinadas a causa de la violencia de género”, manifestó Verónica González, Presidenta del Consejo para la Cultura y las Artes de Nuevo León.

“Por ello, Conarte presenta esta instalación en la Pinacoteca de Nuevo León, la cual convoca a la contemplación y a la reflexión, a manera de homenaje póstumo a esta destacada creadora”.

Rosario Guajardo, añadió, deja un gran legado artístico.

“Su sensibilidad nos demuestra la capacidad transformadora del arte y a su vez nos reta a cuestionar y a despertar nuestra conciencia al reclamar la importancia de levantar la voz ante la injusticia, la violencia, la impunidad y la deshumanización que persiste en nuestro país hoy en día”, expuso.

En constante construcción 

“Luego de la concepción y realización de esta instalación y a lo largo de los años, Rosario Guajardo fue agregando elementos y complementando el políptico original de gran formato, con una serie de monolitos de diversas formas y tamaños que representan la muerte, el dolor y la impotencia por la injusticia que prevalece y se acrecienta en todo México, a causa de la violencia de género, especialmente hacia las mujeres”, narró Elvira Lozano de Todd, Directora de la Pinacoteca de Nuevo León.

“Rosario Guajardo es una destacada exponente del abstraccionismo, entregada a su trabajo con disciplina y dedicación; en su obra se refleja su fuerza expresiva, creatividad, depurada técnica en la experimentación, investigación y profundo conocimiento de los materiales”.

Su lenguaje plástico, explicó, brinda una muestra no solo de su talento, sino de su sensibilidad y compromiso por las causas sociales, por denunciar la injusticia y buscar la igualdad, la libertad y la paz que debe prevalecer entre todas las personas.

¡Todos somos vulnerables!

En su oportunidad, Rosario Guajardo comentó sobre Muerte sin fin:

“En Muerte sin fin construyo plásticamente una narrativa que responde y dialoga consigo misma en todos sus segmentos como una expresión de la individualidad y de la colectividad…Incluyo mi propia máscara mortuoria, con la que busco enfatizar una realidad: ¡todos somos vulnerables!, como habitantes del atroz y corrupto entorno. El objetivo es no permitir que la historia de “Las muertas de Juárez” agredidas, violentadas, ultrajadas o exterminadas, quede en el olvido; un reclamo por la dignidad y la justicia, ¿por qué y para qué matan a las mujeres?”.

Homenaje a estudiantes, novias, madres y todas las mujeres

“Rosario Guajardo rinde un homenaje a la Muerte sin fin de estudiantes, novias, madres y todas las mujeres cuyos abruptos finales sumergen en una amarga secuencia violenta a la inocente ciudadanía, conformada por las familias de cada víctima, mucho más allá del límite de lo humano y de esta vida”, manifestó la crítica de arte Sofía Gamboa Duarte.

“En un intento por guardar en la memoria el amor a pesar del odio y de buscar con la luz del día una brizna a la que asirse cuando no se ve ningún sentido a la existencia, Rosario rinde homenaje a quienes ya no están: para que sus familias y las generaciones venideras no las olvidemos. El arte de Rosario envuelve la esencia del dolor y de la ausencia en esculturas, relieves y color: en el infinito amor de quienes nos quedamos”, expresó.

Un monumento para la memoria

“Del antiguo menhir que asemeja las condiciones de lo inanimado (inerme, inmóvil, frío, estéril) pasando por las pirámides egipcias y mexicanas, por el ejército de terracota de Qin Shi Huang, el Taj Mahal, y los cientos de necrópolis que se han diseñado desde los tiempos más remotos hasta los modernos camposantos y los impresionantes memoriales, como los destinados a los caídos en la guerra de Vietnam en Washington, a las víctimas de las Torres Gemelas en Nueva York, o al Holocausto en Berlín.

“Todos esos monumentos pretenden mantener vivas, por lo menos, dos memorias: la de las víctimas o fallecidos y la del evento de la muerte. Su presencia permite establecer vínculos entre el pasado y el presente, construir una historia común, un legado, como también una abreacción colectiva y generacional y, al mismo tiempo, promover una consciencia sobre los errores cometidos ayer y que no deberían —de aprenderse de ellos— repetirse jamás. A esta clase particular de objetos fúnebres, los memoriales, pertenece Muerte sin fin (2019) de Rosario Guajardo”, manifestó el crítico de arte Xavier Moyssén.

‘No podemos taparnos los ojos, los oídos y enmudecer’

“Rosario Guajardo nos diría adiós el 21 de junio del año 2021, dejando este legado artístico para que viva dentro de cada uno de nosotros. Con esta serie, ella se unió a una sensible causa nacional, en la que deberíamos estar participando activamente todos. Debemos acompañarla en la profundidad de la reflexión que nos da su obra, se lo debemos a ella, pero en especial a las mujeres víctimas que la inspiraron, y no sólo a ellas, sino a cada una de nuestras congéneres que ha sido víctima de la impunidad y la injusticia en nuestro país y en el mundo entero. Y recuerdo de nuevo uno de sus pañuelos: ‘No podemos taparnos los ojos, los oídos y enmudecer’”, comentó, por su parte, la artista Sara López.

La instalación ‘Muerte sin Fin’ de la artista y escultora Rosario Guajardo, que se presenta a fin de cumplir con la misión de la institución de difundir las obras de los artistas plásticos nuevoleoneses, y así acercar al público a las obras de los artistas locales, tendrá vigencia hasta principios de marzo de 2023.